martes, 5 de agosto de 2008

Mineros de Oruro agradecieron a la Pachamama y al Tío de la mina


A las 24:00 horas de anoche los trabajadores mineros del departamento, ya sean mineros sindicalizados o cooperativistas, iniciaron el ritual de la entrega de una mesa blanca y además sacrificaron llamas como agradecimiento a la Pachamama (madre tierra) y al Tío de la mina (deidad de los mineros).

Según las creencias de la cosmovisión andina, el sacrificio es una muestra del agradecimiento a la Pachamama y al Tío de la mina por la protección que reciben, y además porque les ofrecen riquezas de los yacimientos mineros.

La creencia de los trabajadores del subsuelo data de hace muchas décadas atrás, ya que para ellos el viernes de carnaval y el primero de agosto son fechas muy importantes en sus tradiciones y costumbres.

Ese ritual se efectúa para dar gracias a las deidades andinas, pero también para pedir mayores vetas (espacios donde existe mineral), ya sea plomo, plata, etc.

El 31 de julio en la noche y las primeras horas del 1 de agosto de cada año los mineros tienen la tradición que consiste en la entrega de una mesa blanca (contiene pastillas, algodón, cigarro, coca, vino y otros elementos andinos que tiene su propio significado).

En la mayoría de los casos se sacrifican llamas y se introducen al interior de la mina para ofrecerle al Tío de la mina y también a la Pachamama como agradecimiento por los minerales otorgados durante el último tiempo”.

Hipólito Rojas, secretario general de la Federación Departamental de Cooperativas Mineras de Oruro (Fedecomin), manifestó que esa tradición es practicada por los cooperativistas mineros de nuestra región.

“Para los mineros cooperativistas este primero de agosto tiene un gran significado ya que se abre el cielo para que la madre tierra reciba las ofrendas de todos los que tienen esta práctica, para los mineros el ritual comienza el 31 en la noche y recibimos el 1 de agosto con la entrega de la mesas y el sacrifico de la llama”, aseveró.


Minero cooperativista de San José en pleno ritual de agradecimiento al Tío de la mina y a la Pachamama. De acuerdo a la explicación del dirigente cooperativista minero, en general todo el mes de agosto se realiza la tradicional kh’oa en las ciudades, comunidades y pueblos, pero los mineros siempre lo efectúan el 31 de julio en la noche por el significado que tiene.

Explicó que el ritual comienza con el pijcheo (masticar) de la coca que va acompañado por alcohol, cerveza y otras bebidas espirituosas, a diferencia de la ch’alla del viernes de carnaval, hoy no se utiliza la mixtura y la serpentina.

Posteriormente, se efectiviza la entrega de la mesa y el sacrificio de la llama, luego los cooperativistas mineros ingresan a sus parajes (áreas de trabajo) para ch’allar.

Por las características del ritual, los cooperativistas mineros que ingresaban en tercera punta de ayer dejaron de trabajar y participaron de la tradición, hoy primero de agosto la mayoría de los trabajadores del subsuelo hacen un alto en su faena diaria para realizar los rituales a sus deidades.

1 comentario:

  1. malditos bolivianos ignorantes...
    sacrifiquen a sus hijos o a su propia peste de gente

    ResponderEliminar