jueves, 19 de enero de 2017

Navarro admite que existen 40 áreas mineras en el Illimani

El ministro de Minería, César Navarro, ayer durante la interpelación en la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP), identificó 40 áreas mineras en el Illimani y además reconoció que también hay actividad minera cerca a las represas de Hampaturi e Incachaca, pero en la línea política que mantiene el Movimiento al Socialismo (MAS), deslindo responsabilidad y señaló que 18 de esas concesiones fueron autorizadas en el gobierno de Gonzalo Sánchez de Lozada.

Entonces “hemos identificado en ese radio 40 áreas mineras, pero de estas 18 son concesiones o pertenencias que fueron otorgadas bajo el régimen concesional patrimonial de la vieja Ley minera 1777 de Gonzalo Sánchez de Lozada”, sostuvo Navarro.

A tiempo de reiterar que no existen empresas chinas operando en el Illimani, la autoridad dijo que se tomó como referencia un radio de 7 kilómetros alrededor de ese nevado para determinar la cantidad de áreas mineras.

Señaló que por tanto, estas 18 concesiones –que son de hectáreas mineras o cuadrículas– han sido otorgadas por la exSuperintendencia de Minas.

Asimismo, Navarro aseveró que dentro de esas 40 áreas identificadas, se encuentran 17 solicitudes de contrato a la AJAM (Autoridad Jurisdiccional de Administración Minera) que no fueron autorizadas para tener la titularía del área minera.

“Además tenemos contratos mineros que firmó la Comibol (Corporación Minera de Bolivia) con cooperativas mineras”, señaló Navarro. Lo que significa que 23 áreas están vigentes.

Por otro lado, la autoridad gubernamental también reconoció que hay actividad minera en cercanías de Incachaca y Hampaturi, pero de una manera muy precaria que no afecta las reservas de agua de La Paz.

“Es cierto que existe actividad minera acá en Hampaturi e Incachaca, pero ninguna de esa actividad minera (tiene) ingenio, es precaria y ese es un elemento importante que hay que ratificar, es decir, sacamos la roca, hay la molienda, pero no existe el ingenio para el concentrado del complejo”, remarcó.

Y las actividades mineras que están en Illimani –apuntó– no tienen ninguna relación con Hampaturi ni Incachaca porque las aguas que usan desembocan tanto hacia Sud Yungas como a Nor Yungas

“Las actividades que teníamos acá (en el Illimani), no fueron otorgadas por la AJAM sino fueron otorgadas por la exsuperintendencia de Minas y lamentablemente ese tipo de explotaciones se otorgaba sin pedirles la ficha ambiental, sin que exista la consulta previa, hacían la solicitud se les entregaba y solo se les exigía cumplir con su responsabilidad regalitaria”, subrayó.

Sin embargo, Navarro no mencionó que tipo de tipo de control realizó el actual Gobierno, sobre estas concesiones, conociendo tan deplorables antecedentes.

APLAUSOS

Como sucedió en todas las interpelaciones a autoridades del MAS, la ALP aprobó la ayer miércoles por la noche, por el orden del día puro y simple, que no tiene ningún efecto en el desempeño en su cargo, el informe que presentó el ministro Navarro.

Respondió 30 preguntas formuladas por los opositores sobre las concesiones mineras en el nevado del Illimani, las empresas mineras que operan en Bolivia, minerales que se explotan en los complejos de Vinto y Karachipampa, entre otros. (Agencias)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada