sábado, 24 de diciembre de 2016

El aporte impositivo minero bajó a los niveles de 2006

La recaudación de los  impuestos que pagaron en 2015 los principales actores mineros por la explotación de minerales en el país  retrocedió a los niveles registrados en 2006, cuando el gobierno de Evo Morales comenzaba.
 
 La disminución  se debe a los bajos precios de los minerales registrados en los últimos años y a un decrecimiento en el volumen explotado, coincidieron expertos.
 
  De acuerdo con el Dossier Estadístico del Sector Minero Metalúrgico 1980-2015, elaborado por el Ministerio de Minería, el anterior año cerró con ingresos  impositivos de más de 78,4 millones de dólares; mientras que en 2006 se superaron los 79,2 millones de dólares (ver gráfica).
 
Los recursos  son inferiores a las obtenidos  en anteriores años que incluso alcanzaron un pico en 2011 con  258,7 millones de dólares y 222,4  millones de dólares en 2012. En cambio  2009 fue uno de los peores  porque la minería  aportó  46 millones de dólares.
 
Las recaudaciones que provienen de este sector   incluyen los pagos del Impuesto al Valor Agregado (IVA); Impuesto a las Transacciones (IT); Impuesto a las Utilidades de las Empresas (IUE); Alícuota Adicional del IUE; beneficiarios al exterior, conceptos varios y facilidades de pago, detalla el documento oficial.
imagen

 
Evaluación
 
El exministro de Minería  Dionisio Garzón  afirmó que la disminución de ingresos  se debe a la declinación de precios de los commodities desde 2012 y a la casi nula capacidad para reaccionar ante este fenómeno por la escasa diversificación y la baja competitividad.
 
"Esta tendencia se mantiene aún y seguirá hasta que el mercado alcance un nivel de equilibrio. Ojalá que se estabilice a los niveles de precios actuales o superiores”, precisó.
 
Consideró que la asunción de Donald Trump a la presidencia de Estados Unidos  de alguna manera incitó a los mercados  mundiales y se observa ahora una  cierta recuperación de los precios de las materias primas.

Sin embargo,  las perspectivas para 2016 y 2017 no son alentadoras, porque seguirá la declinación de recaudaciones y disminución del valor de las ventas.

"Urge implementar políticas  de diversificación de la producción para el mediano y largo plazo y aumentar el portafolio de nuevos proyectos clarificando el trato al capital privado y dando incentivos a la exploración de nuevas áreas”, sugirió.
 
Para el expresidente de la Comibol  Héctor Córdova  dos factores afectaron a los pagos que se realizaron en 2015, la caída de cotización de los minerales y  un menor volumen producido, comparado al de 2006, que prácticamente se redujo a la mitad.

Observó que hace diez años, excepto del zinc, todos los minerales  tenían cotizaciones más altas que en 2015.  
 
"¿Qué se puede interpretar de esto? lo primero, que los costos operativos se incrementaron demasiado o que las empresas presentan  costos elevados para bajar sus utilidades”, remarcó.
 
Agregó que este año  es lógico  pensar que habrá mayores impuestos porque los precios son mayores que los de 2015 y la producción no varió mucho.
 
El ministro de Minería, César Navarro, aseguró que ya se alcanzó la estabilización de precios este año y para 2017 no se  registrarán bajas.
 
"Habrá un movimiento como siempre en los precios de los minerales, pero no afectará la estabilidad que tenemos actualmente. Es una época interesante de estabilización de precios que alienta a la inversión”, destacó.

 Hoy China representa más del 50% del consumo  mundial de minerales  y si ese país "estornuda, muchas naciones pueden tener pulmonía”,  es un tema que no se debe descuidar, añadió la autoridad el 14 de diciembre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario