jueves, 4 de febrero de 2010

Enfoque.- Industrializar recursos naturales no renovables

Por lo menos en lo que corresponde al programa estratégico gubernamental con perspectiva hacia la próxima década, se consigna “el gran salto” hacia la industrialización de los recursos naturales no renovables que posee nuestro país, tales como el petróleo, el gas, el hierro, el litio, el cobre y hasta el uranio.

El vicepresidente del país, durante un breve periodo como Presidente en ejercicio de la Nación, durante un viaje del titular, anunció enfáticamente que “Bolivia no sólo puede soñar en grande, sino pensar en grande y cumplir metas de progreso al poseer materias primas, liderazgo, dinero en reserva y en el futuro la necesaria estabilidad política” que se necesita para encarar programas

El Presidente habló de un país que “avanzará a grandes saltos, de manera acelerada ya que muchas propuestas se realizarán en los siguientes meses porque ya figuran en el Presupuesto General de la Nación (PGN) lo que garantiza el avance hacia la industrialización de nuestros recursos”

En el caso de los hidrocarburos se incrementará la producción en algunos campos gasíferos como el de Margarita que subirá su producción en metros cúbicos diarios de dos a catorce en un periodo de los próximos tres años, además de otros proyectos como habilitación de plantas separadoras y una especial de petroquímica que producirá amoniaco y urea.

Pero lo que interesa es el caso minero que consigna una ampliación en la estructura del Ingenio de Huanuni y la instalación de un nuevo horno en la Metalúrgica de Vinto, además de fortalecer las operaciones de explotación de hierro en el Mutún y su transformación en acero. Se aprovechará también el carbonato de litio para llegar a la producción de baterías, mientras que avanzará el proyecto de la planta hidrometalúrgica del zinc y otra laminadora del cobre que se produce en Coro Coro

Como se pintan las cosas entusiastamente, podría ser que esos objetivos sean realmente cumplidos en la dimensión de dar un buen uso al potencial de los recursos naturales no renovables que poseemos y que con valor agregado adecuado subirán las expectativas económicas que tenemos dando ese gran salto hacia la industrialización de nuestras materias primas con la recuperación de inversiones y la generación de utilidades que harán posible el sostenimiento de mayores emprendimientos.

Hasta ahí la proyección oficial establece una prioridad en el rendimiento de los proyectos de la minería y metalurgia dependientes del Estado. Lo que falta es que en los planes del uso de nuestra riqueza natural especialmente en minería, se apliquen también políticas de incentivo para la Minería Privada Chica y la Mediana que en realidad son las que necesitan apoyo para multiplicar sus índices de producción. Los cooperativistas mineros ya tienen un buen apoyo.

Los bolivianos estamos pendientes de la política de cambio que aplicará el Gobierno, entendiendo que, si evidentemente se priorizan los sistemas de la producción en todos sus ámbitos, pero particularizando estratégicamente los que corresponden a la explotación e industrialización de nuestros recursos naturales, la proyección se pinta color rosa.



NOS ESCRIBEN.-



Hemos recibido una conceptuosa misiva del Dr. Ing. Antonio Salas C. Director de la Carrera de Ingeniería Metalúrgica, dirigida al editor de Perspectiva Minera agradeciendo una reciente publicación.

Parte de la nota dice: “agradecemos muy sinceramente por la excelente cobertura que nos brindaron en el prestigioso matutino LA PATRIA, publicando nuestra reseña histórica conmemorando un año más al servicio de nuestro departamento y el país entero, en la separata Perspectiva Minera que tan acertadamente dirige. Actitudes como esta nos impulsan a continuar trabajando formando profesionales de calidad”.

Recibimos con humildad los valiosos conceptos que igualmente nos comprometen a seguir apoyando el trabajo de instituciones y personas que buscan mejorar el trabajo profesional en la minería y metalurgia.

El editor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada